Bruschetta es un aperitivo clásico, ¡y esta versión con queso ricotta batido está destinada a convertirse en su nuevo favorito! Rico y cremoso queso ricotta batido con hierbas frescas y cubierto con una mezcla de tomates frescos y albahaca… ¡esta bruschetta es fresca, sabrosa y tan satisfactoria!

Aún recuerdo la primera vez que hice bruschetta. Fue en la universidad, cuando intentaba hacer cosas nuevas y, para ser sincera, ¡no tenía ni idea de lo que estaba haciendo! Lo que sí sabía era que podía conseguir pan de un día de Jimmy John’s por menos de un dólar… y el resto fue historia.

Desde entonces, la he hecho infinidad de veces y me encanta probar diferentes variaciones. Pero si lo digo yo… esta Bruschetta de Ricotta batida es sin duda la MEJOR que he hecho nunca.

Hay algo en la combinación de la cremosa ricotta batida con los tomates frescos y picantes. Y la adición de hierbas frescas eleva el sabor a otro nivel.

Si está buscando un nuevo y delicioso aperitivo de verano que aproveche los tomates frescos y maduros… ¡no busque más! ¡Este es para quedárselo!

Ingredientes

Pan

  • 1 barra de pan italiano

Ricotta batida

  • 16 onzas de queso ricotta
  • 2 cucharadas de hierbas frescas picadas (yo usé albahaca, romero y tomillo)
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1/2 cucharadita de sal

Mezcla de tomate

  • 1 pinta de tomates uva picados
  • 2 cucharadas de albahaca fresca picada
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1/2 cucharada de vinagre de vino blanco
  • 1/4 cucharadita de sal

📋 Instrucciones

Precalentar el horno – Ajuste su horno a 350° F.

Tostar el pan – Corte el pan en trozos de media pulgada y colóquelos en una sola capa en una bandeja para hornear. Tostar a 350° durante 8-10 minutos.

Hacer el requesón batido – En un bol mediano, mezclar la ricotta, las hierbas frescas picadas, 1 cucharadita de ajo en polvo y 1/2 cucharadita de sal. Con una batidora de mano, bata la mezcla hasta que quede suave y cremosa.

Hacer la bruschetta – en otro bol pequeño, mezcle los tomates picados, la albahaca, el aceite de oliva, el vinagre y 1/4 de cucharadita de sal.

Montar – Repartir uniformemente el requesón entre las rebanadas de pan tostado. Cubra generosamente con la mezcla de bruschetta.

Hornear – Vuelva a introducir la bruschetta montada en el horno durante 5-8 minutos.

🥒 Variaciones de la receta

  • Haga esta receta sin el requesón batido
  • Sustituye la ricotta por queso feta batido o queso crema
  • Utilice cualquier combinación de hierbas frescas
  • Añada 1/4 de taza de cebolla roja picada a la mezcla de bruschetta
  • Omita el último paso de horneado si prefiere la bruschetta fresca
  • Añada 1-2 dientes de ajo fresco picado
  • Utiliza la mezcla de bruschetta como salsa para galletas saladas o patatas fritas

♨️ Conservación y recalentamiento

La bruschetta sobrante puede guardarse, tapada, en el frigorífico durante 2-3 días. Para recalentarla, colóquela en una bandeja apta para el horno y caliéntela a 350° durante 10 minutos.

🥖 Recetas relacionadas

  • Crostini de champiñones, bacon y queso suizo
  • Crostini de 3 ingredientes
  • Crostini de cerezas al balsámico
  • Crostini de calabaza
  • Bruschetta de tomates secos y asiago
  • Bocaditos de jamón con moras

Autor

¡Hola! Soy Mira una amante de los viajes extremos, ¡y de la comida picante! En mi página web encontrarás un montón de recetas de todo el mundo